untitled.jpg


NORMAS EN EL AULA




En este trabajo queremos ejemplificar algunas normas que podemos encontrar y/o trabajar en el aula de Educación Infantil, en el segundo ciclo de esta etapa.
Las normas son un aspecto clave para nuestras aulas y éstas deben ser consensuadas por todos, profesorado y alumnos.

Como en estos cursos los alumnos aun no saben leer, aunque sean capaces de reconocer palabras, es muy importante trabajar todas las normas de forma dibujada y sobre todo, inculcarlas de una manera muy lúdica, con canciones, juegos, etc.

Las normas y rutinas contribuyen a la creación de un ambiente de seguridad: el saber qué no puede hacer o saber qué hará después ayudará al niño a crearse un entorno estable y seguro. Las normas deben insertarse en un ambiente o clima afectivo, estar adaptadas a las posibilidades del niño, ser consistentes y flexibles y no excesivas.

Inculcar el respeto a las normas y a su necesidad en los alumnos, y el tema de la autoridad de padres y profesores para con los niños, son cuestiones que se presentan muy difíciles hoy en día, tal y como podemos ver en el video siguiente:



Por ello, se hace necesario encontrar maneras creativas, lógicas y que motiven a los niños a seguir las normas que se han estipulado entre todos.

A continuación ejemplificaremos algunas normas, para colocar en clase, escuchar y ver, en los pasillos, etc. Después pasaremos al trabajo específico de 3 normas elegidas por el grupo para su puesta en funcionamiento en el aula.


Normas para el Aula


Aquí tenemos algunos ejemplos de fichas con normas, ya que es importante que las vean ilustradas:

IMAGEN_FICHA_NORMAS.png


A continuación vamos a desarrollar y trabajar las siguientes normas de una manera más específica y lúdica:

- Ir en fila sin salirnos de ella ni correr.
- Aprender a escuchar.
- Colaborar con los compañeros.


1. Ir en fila sin salirnos de ella ni correr.


El tren de la fila.
Para esta norma, la cual estará puesta en clase con carteles, como el resto, trabajaremos o realizaremos un juego con nuestros alumnos.
El primer juego consiste en hacer un trenecito, todos los niños y niñas de la clase se cogerán del baby del compañero de delante y serán los vagones. La profesora o el profesor serán el maquinista e ira delante.
Explicara a los niños que todos juntos son un tren y que no pueden soltarse de ningún otro compañero, porque solo el profesor o la profesora son la máquina del tren y solo este tiene la capacidad de moverse, de modo que se alguien se suelta, todos los de detrás suya también se quedaran quietos y se soltaran de la máquina.
De esta manera, el profesor o la profesora pasearan a los niños y niñas, a veces parando, otras diciéndole algún niño que se suelte para ver qué pasa.
Les explicara la importancia que tiene no correr, porque si corre también podrían soltarse y/o podrían “romperse” los vagones del trenecito.
Cuando el tren se vaya a poner en marcha, el o la profe avisaran de ello con un “el tren va a salir con rumbo a X, donde X es el lugar al que la fila de la clase quiere dirigirse.” Todos deberán prepararse y cuando empiecen a caminar el o la profesora irán diciendo “chucu chucu” y los niños y niñas “piiii-piiii”, para que todo el mundo pueda ver que el tren está en marcha.

2. Aprender a escuchar.


El Teléfono escacharrado.
Los niños forman un circulo y la profesora dice una frase en el oído a uno de los niños, este se la tiene que decir al compañero que tenga a su derecha, este al que tenga a la derecha y así hasta llegar al último niño que tendrá que decir la frase que ha oído en voz alta, entonces le decimos al primer niño si esa es la primera frase que dijo la señorita.
Los niños aprenden que si no escuchan con atención la información se pierde, y deja de ser la correcta .Todo esto lo reflexionamos en la asamblea, además hablamos de cómo nos sentimos cuando estamos hablando y no nos hacen caso ni nos escuchan, deducimos que tenemos que escuchar a los compañeros. A continuación los niños hacen su propio dibujo relacionado con el tema de escuchar al compañero, los pegamos todos en una cartulina grande y creamos nuestro mural, que nos recuerda la norma de “Escuchar al compañero”.


3. Colaborara con los compañeros.


El cuento de la clase.
La profesora comienza a contar un cuento “Erase una vez un niño que se fue al campo con sus papás…” y pide a uno de los niños de clase que siga el cuento, luego tiene que seguir otro y así hasta que hayan participado todos los niños de la clase (La profesora irá dirigiendo el cuento). Al final la profesora leerá el cuento que han realizado entre todos.
Después cada niño cogerá un folio y dibujará su parte del cuento, luego pegaremos todos los dibujos de las partes del cuento para tener nuestro cuento en clase pegado a la pared.
Por último reflexionaremos en la asamblea sobre lo que hemos hecho y como con la participación de todos hemos conseguido crear un precioso cuento.

AUTORES

Sara Blanco Mellado
Antonio Jesús Callejas Alcolea
Miriam Carretero Rodríguez
Carmen María Casado Sánchez


Última actualización

04/05/2011